Linfogranuloma venéreo (LGV)

El LGV no es muy común en los Estados Unidos y generalmente se ve en individuos que hay practicado el sexo anal receptivo sin protección.

Realizarse la prueba

Encuentre una clínica

¿Desea hacerse la prueba ahora? Encuentre un lugar cerca.

Tipo de prueba

El LGV puede ser difícil de diagnosticar porque varios de los síntomas son similares a otras infecciones. La mayoría de los diagnósticos se realizan mediante observaciones en centros de salud, pero se pueden tomar muestras de lesiones o llagas y analizar la presencia de la bacteria.

Demora de los resultados de la prueba

Depende del laboratorio utilizado por su proveedor de atención médica, pero por lo general un par de días a una semana.

  • El primer síntoma del LGV es una pequeña úlcera indolora a punto de infectarse; de hecho, es tan pequeña que puede pasar desapercibida. La inflamación de los nódulos linfáticos es el síntoma más común y generalmente aparece entre una semana y un mes después. También puede suceder rigidez y dolor en la ingle.

  • El LGV se puede tratar con un tratamiento a base de antibióticos durante tres semanas.

  • Si usted o su pareja es diagnosticado con LGV, debe abstenerse de tener relaciones sexuales hasta que su tratamiento haya finalizado y todos los síntomas hayan desaparecido para evitar una reinfección.

  • Como con todas las ITS, la protección más efectiva es abstenerse de la actividad sexual o ser monógamo con una única pareja a largo plazo que sus pruebas hayan sido negativas para LGV. El uso de condones, especialmente para el sexo anal, puede ayudar a reducir el riesgo de contraer o transmitir la infección.